Síguenos en: Facebook Twitter
28/08/2015

Perros y playa

¡Te vas de paseo a la playa!, este hermoso lugar puede resultar un escenario veraniego perfecto para que tú y tu fiel amigo, disfruten de unos días de sol, agua y arena. Para él será fantástico correr a la orilla del mar, bañarse y jugar contigo en el agua.
Debes prepararte para ir a la playa con tu amigo, asegúrate de llevar a la playa su correa y collar de identificación, una botella con agua potable para que lo mantengas hidratado, por supuesto alguno de los  juguetes y artículos especialmente hechos para los perros rumbo a la playa como: gafas, gorra y protector solar. No olvides llevar suficientes bolsitas para cuando vaya al baño.

Algo que debes tomar en cuenta, es que no todos los perros se sienten confiados ante la intensidad del mar. Si tu perro no está acostumbrado a la playa desde una temprana edad, puede mostrarse inseguro, en un espacio que le resulta desconocido.
Un perro que puede ir a la playa, es un can que está socializado, es decir, te hace caso en cuanto lo llamas y no muestra síntomas de agresividad hacia otras personas o perros. Para que esto llegue a ocurrir, tendrás que tener mucha paciencia y muchos viajes a la playa, para que tu mascota se acostumbre de manera progresiva a ella, no es conveniente que lo obligues a entrar al mar o bañarse, si tu perro no quiere.
Cada perro es distinto y hay actividades playeras que algunos les gustarán más que otras, seguramente tu que conoces mejor a tu can, enseguida sabrás que es lo que lo vuelve feliz.
El caminar, correr a la orilla del mar, jugar a la pelota, lanzar el fresby  y chapotear en el agua, es algo que siempre les divierte, en este paseo puedes aprovechar para que tu amigo haga un poco de ejercicio contigo, se refresque y jueguen un poco.

 

Como tu bien sabes y quizás hasta lo has comprobado, los perros no son nadadores veloces, pero si resistentes así que si decide meterse al mar, seguro tomará un baño rápido y luego permanecerá cercano a la orilla. Los baños que duran mucho tiempo no son recomendables para los perros, es mejor que tome baños de poca duración. Aunque existen ciertas razas que se encuentran muy bien adaptadas, toma en cuenta que los perros no son acuáticos y este medio para ellos es un tanto extraño.
Por otro lado, no es exactamente lo mismo nadar en una alberca que exponerte a las corriente marinas y oleaje, por esta razón es conveniente que tu mascota permanezca bajo vigilancia estrecha de tu parte. Lo más recomendable sería que tu y tú perro naden juntos, así evitarás que se asuste y lo puedes mantener fuera del agua si hay muchas olas.
Si es la primera vez que te acompaña a la playa, ponle un chaleco salvavidas y mantenerlo cerca de la orilla.
Otros peligros para tu perro puede ser el sufrir un golpe de calor, el hecho de que tu perro se pueda bañar y remojar, no significa que no pueda sufrir una subida de temperatura, cerciórate de que se encuentre en la sombra con agua fresca y protegido del sol en las horas de más calor. Evita el ejercicio excesivo.

Los perros más vulnerables a las quemaduras de sol son los de pelo corto claro, además de aquellos con partes del cuerpo sin pelo o completamente calatos como el "Xolo". Para protegerlo, puedes ponerle protector solar para bebés o para perros, habla con tu veterinario primero. El protector debes ponerlo en todo las partes sin pelo o con poco pelo, como las orejas, el vientre y la nariz.
Tras un intenso y emocionante día de playa, es conveniente que le retires a tu can los restos de salitre que le quedan en el pelo y la piel, al igual que a ti le causan incomodidad además de que pueden ocasionarle resequedad a la piel de tu amigo. Así que Báñalo.
Un verano seguro, feliz y divertido, entre tu amigo de cuatro patas y tu, depende de ti. Hazlo que sea inolvidable para todos, cuídalo.

 

© 2014, Intervet International B.V. a subsidiary of Merck & Co., Inc., Kenilworth, NJ, USA. All rights reserved.


PetFan Nosotros | Mapa del sitio | Términos y Condiciones | Aviso y Política de Privacidad | Contacto